Carolina Herrera, en su primer desfile fuera de los EEUU

por podium

Madrid – La firma de moda Carolina Herrera aterrizaba en la tarde-noche de este 1 de junio sobre la ciudad brasileña de Río de Janeiro, para presentar su última colección de moda. Una propuesta enmarcada dentro de la categoría Crucero, o Resort, para 2024, y que terminaba por destaparse como un íntimo homenaje a la cultura y al pueblo del Brasil, desde el que igualmente se destacaba como el primer desfile organizado por la firma de moda, propiedad del holding empresarial familiar español el Grupo Puig, fuera de las fronteras de los Estados Unidos.

Para firmar tan simbólica ocasión, la casa de moda neoyorquina aterrizaba en Río de Janeiro para presentar la última colección firmada para la casa por el estadounidense Wes Gordon, director creativo de la firma desde 2018 tras tomar el relevo de manos de la misma diseñadora venezolana fundadora de la casa, escogiendo para ello un país, una ciudad y un entorno, que no solamente sirvieron de telón de fondo para esta presentación única, sino como elemento principal y vital, tanto de las prendas como de su propio desfile de presentación. Un espectáculo organizado desde el colorido barrio de Santa Teresa de Río, bajo la atenta mirada y la protección del Cristo del Corcovado y frente a unas envidiables vistas sobre el Pan de Azúcar, los dos grandes y más reconocibles símbolos de la ciudad, para el que se terminaba por escoger a un casting de modelos íntegramente formado por modelos brasileños. Maniquíes que se encargaron así de protagonizar un desfile que, siguiendo con esa misma íntima relación entre la colección con la ciudad y con Brasil, se veía irremediablemente atrasado, como consecuencia de una súbita tormenta tropical que, en respuesta, agudizaba la atmósfera “chic” neoyorquina que caracterizaba el perfil de la propuesta, devolviendo la bucólica imagen de las modelos desfilando sobre una pasarela empapada, con muchas de ellas portando en sus manos los modelos de calzado, como si sobre las mismas arenas de la playa de Copacabana se encontrasen desfilando.

Photo Credits: Carolina Herrera, desfile de presentación en Río de Janeiro de la colección Resort 2024. Spotlight Launchmetrics.

“La madre naturaleza y el clima tropical brasileño demostraron ser la musa definitiva” de esta colección, no han dudado en destacar desde la misma firma de moda. Y es que “mientras los invitados llegaban para disfrutar de cócteles al atardecer”, frente a “un impresionante arcoíris” que “abarcaba todo el escenario”, de manera súbita “una tormenta llegó al lugar del show y se quedó por un largo e inesperado periodo de tiempo”. En respuesta, explican desde la firma neoyorquina, “los invitados fueron trasladados al after-party programado en un selvático invernadero construido especialmente para la ocasión, mientras las modelos fueron grabadas bajo la lluvia, descalzas y con zapatos en mano evocando una imagen emotiva y romántica de la Chica de Ipanema”.

Del “chic” neoyorquino a la sensualidad de las playas de Río

Con la “exhuberancia” y la “sensualidad” como principales banderas que reivindicar para esta colección, Gordon presentaba una colorida propuesta de líneas vaporosas y voluminosas, construida sobre una paleta cromática en la que el negro característico y asociado por el creativo a los ambientes más cosmopolitas de la ciudad de Nueva York, se fusiona con el arcoíris de sabores y colores que caracterizan a la escena brasileña y al conjunto de la ciudad de Río de Janeiro. Un entorno el de la ciudad que el creativo trataba de homenajear de triple manera, a través del colorido de la propuesta; de las atrevidas líneas veraniegas y desenfadadas, pero aún así no carentes de sensualidad y de elegancia, de los diseños; y mediante una combinación de formas, tonalidades en blanco y negro y de patrones, que en su conjunto se mostraban como una reinterpretación de los icónicos motivos en forma de ondas creados por el célebre paisajista brasileño Roberto Burle Marx para alfombrar el paseo marítimo de Copacabana, una de las obras más célebres del artista plástico brasileño.

Photo Credits: Carolina Herrera, desfile de presentación en Río de Janeiro de la colección Resort 2024. Spotlight Launchmetrics.

Partiendo de esta suma de características, Gordon mostraba una colección crucero desde la que entra a revisitar los códigos y los elementos más característicos y propios que han formado parte del leguaje de la casa Herrera, componiendo una propuesta de entre la que se destaca, por encima de todo, la revisitación que el estadounidense ha practicado sobre la icónica camisa blanca que tanto se asocia tanto a la firma como a su fundadora, la diseñadora venezolana Carolina Herrara. Una prenda que transfigura para dar paso a distintos diseños en forma de conjuntos de traje sastre, de falta y top, de camisas o de faldas-pareo, en un veraniego estampado a rayas blancas sobre fondo azul laguna. Una tonalidad que se erige en protagonista igualmente de esta propuesta, junto a acentos en un verde kiwi y en un naranja papaya, que encontraremos vistiendo a distintos vestidos de apariencia tan voluminosa como fluida, así como a los igualmente veraniegos y desenfados conjuntos en tejido crochet de una manufactura, y patrones, impecables.

Acabando de completar la colección, sin duda también destaca ese estampado en forma de lunares que encontraremos de extremo a extremo de la propuesta, aportando en su mayor parte el punto más desenfadado a esa atemporal, y elegante, combinación “black&white” que se encarga de aportar el contrapunto al vertiginosos remolino de colores que integran la colección. Un colorido que encuentra su máxima expresión en esa etérea falda de tul sobre la que se representan el amplio espectro de colores de la propuesta, mientras la iridiscencia de la las lentejuelas aportan el carácter más ensoñador a la colección. Una visión arraigada sobre el magnético atractivo de una elegancia neoyorquina, que termina por desnudarse sobre las playas de Río en forma de esa serie de vestidos que se han encargado de cerrar la colección, vestidos de líneas tan voluminosas como etéreas, y de entre los que no hay duda que sobresalen esas dos creaciones creadas como tributo al paseo de Copacabana. Un homenaje al trabajo de Burle Marx, que comparte protagonismo con el ofrecido por el diseñador estadounidense a la figura y la obra del gran maestro Cristóbal Balenciaga, también presente en esta colección a través de esa nueva revisitación practicada por Gordon de los célebres sombreros de pescador que el maestro de Guetaria reconvirtiera en tocado nupcial, allá por hacia finales de la década de los 60, y desde entonces una de las creaciones más icónicas del modista español.

Photo Credits: Carolina Herrera, desfile de presentación en Río de Janeiro de la colección Resort 2024. Spotlight Launchmetrics.

En esta colección, “predomina una silueta esbelta que favorece la figura, con piezas que desdibujan la línea entre lo casual y lo elegante, la del día y la de la noche, dando paso a piezas fabulosas que se adaptan a cualquier ocasión”, destacan desde la firma de moda. Aún así, “para la noche”, añaden, se presentan de manera especial piezas en las que “el volumen se transforma en gestos dramáticos, creados sin construcciones en internas ni corsés, y en cambio, confiando en una sastrería precisa y en unas telas ligeras como una pluma. Para la noche, el volumen se amplifica con gestos dramáticos, creados sin construcciones internas ni corsés, pero apoyándose en sastrería precisa y telas ligeras como plumas”.

“La mujer Herrera de esta temporada se refuerza en un espíritu de confianza relajada”, sostienen desde la dirección de la casa, tratando de poner así en valor esa sensualidad y fortaleza que siempre hizo valer la diseñadora venezolana como sinónimos de su inconfundible estilo, y que en esta ocasión se transmiten a través de esta propuesta. Una colección en la que las orquídeas se destacan como “un motivo presente en toda la colección”, como símbolo de ese binomio, mientras “una pareja de piezas de tul” se erigen como el “triunfo” de las habilidades y del buen saber hacer “del taller de Nueva York” de la casa, estando elaboradas “a partir de cientos de capas de tul cortado a mano en onduladas ondas de blanco y negro” que, en línea con lo apuntado, “rinden tributo al paseo marítimo modernista diseñado por el paisajista brasileño Roberto Burle Marx”. Un paseo que sigue siendo imagen de una ciudad, a cuyas gentes la firma ha querido “expresar su inmenso agradecimiento” por haber sido los “generosos anfitriones” tanto del desfile, como del resto de eventos organizados con motivo de esta presentación en Río de Janeiro de la colección Resort 2024 de Carolina Herrera.

Publicado originalmente por :Fashion United

Related Posts

PODIUM LATINOAMÉRICA

Podium Latinoamérica es la revista ícono de la moda, el turismo, lifestyle internacional. Cuya misión es representar una imagen sólida, dinámica e innovadora siendo una plataforma de exportación no solo de moda sino también de arte, turismo y sector textil en la región.

Contácto

Copyright © 2024 Podium Latinoamérica. Todos los derechos reservados.